PAPILOMA HUMANO


¿QUE ES EL VIRUS DEL PAPILOMA HUMANO?


 

 

Definición
El virus del papiloma humano ( o VPH) es una infección viral que se obtiene, o mejor, se transmite a través del contacto sexual. El virus del papiloma humano es un grupo de más de 200 tipos de virus, más de 30 tipos son sexualmente transmitidos y pueden infectar el área genital, como la piel del pene, la vulva vaginal, labios o ano o los tejidos que cubren la vagina y el cuello uterino. Las verrugas genitales, también conocidas como condiloma acuminado, son racimos únicos o múltiples que aparecen en el área genital y en ocasiones parecen coliflores.

Factores de riesgo
Hay mayor riesgo de tener el virus si:

Anuncios Google

Se inicia temprano una vida sexual activa
Se han tenido muchas parejas sexuales
Se tiene una pareja que haya tenido muchas parejas sexuales
Signos y síntomas
La mayoría de infecciones no presentan signos o síntomas, por lo que las personas no se dan cuenta que están infectadas y pueden transmitir el virus a su pareja sexual. Algunas personas, pero no todas, presentan verrugas genitales visibles.

Diagnóstico 
La mayoría de las mujeres se diagnostican a través de la prueba de Papanicolaou, que es una herramienta para la detección de cáncer del cuello uterino, y muchas de estas alteraciones están relacionadas con la presencia de este virus.

Tratamiento
Hasta ahora no hay cura para la infección por este virus, y no existen tratamientos específicos para el VPH.

El tratamiento en el caso de las verrugas genitales incluye la congelación (con nitrógeno líquido), quemadura química (ácido tricloroacético), tratamiento médico, y/o cirugía o con tratamiento láser. Aunque debe resaltarse que incluso después del tratamiento algunos virus quedan en la piel y provocan que vuelvan a aparecer las verrugas. Estos tratamientos son menos efectivos en fumadores, diabéticos, mujeres embarazadas y en personas con disminución del sistema inmunológico.

Prevención
La prevención de la transmisión, como con todas las enfermedades de transmisión sexual, incluye la disminución de las parejas sexuales y practicar el sexo seguro. Los objetivos específicos incluyen: la abstinencia, porque la única forma de asegurar que no haya contagio con este virus es no tener contacto sexual; si se decide tener relaciones sexuales se recomienda tener sólo una pareja sexual, hablar con su pareja antes de tener relaciones sexuales, usar condón, evitar el contacto con las verrugas. Actualmente existe una vacuna para la prevención de los virus que con mayor frecuencia producen cáncer del cuello uterino y puede aplicarse sólo a mujeres que nunca han tenido relaciones sexuales, además sólo protege contra los tipos de virus más frecuentes.

Recopilado por Losensayos | Vía: Diagnostico-x

 


______________________________________________________
<< Artículo anterior | Artículo siguiente >>
______________________________________________________