Los locos


LOS LOCOS


 

Sospecho seriamente desde hace un tiempo
que los locos no están locos, es más,
si hablan con una piedra
yo me involucro en el diálogo,
y si baten los brazos
yo también emprendo el vuelo.
A estos locos quizás se les corrió una teja
y por eso les entra mejor la luz,
se les zafó un tornillo y por ese orificio ven y escuchan.
Pero no los locos que salen como frenéticos
a correr hacia ninguna parte,
aunque esos también —lo reconozco—
ven y escuchan
pero, en fin, están locos.

Losensayos

Anuncios Google

______________________________________________________
<< Artículo anterior | Artículo siguiente >>
______________________________________________________